Cómo saber qué mutua tiene mi empresa: Descúbrelo aquí

Si trabajas en una empresa, es importante que sepas qué mutua está asociada al negocio; esto te permitirá conocer los servicios a los que puedes acceder en caso de accidente laboral o enfermedad profesional. En esta guía te explicamos cómo puedes descubrir qué mutua tiene tu empresa y qué beneficios puedes obtener de ella. ¡Sigue leyendo!

Cómo se sabe qué Mutua tiene la empresa

Una de las principales preocupaciones de los empleados al iniciar un nuevo trabajo es conocer el seguro de salud o la mutua a la que están afiliados; este es un aspecto importante ya que, en caso de una emergencia laboral, es necesario tener esta información para poder recibir una atención oportuna.

En este sentido, es responsabilidad de la empresa informar a sus empleados sobre la mutua o seguro social que tiene asignado. Normalmente, esta información es proporcionada por el jefe directo o el encargado del área de enfermería de la compañía.

La mutua se encuentra afiliada por la empresa y se le asigna un número de denominación. Es importante que los trabajadores tengan conocimiento de este número para poder utilizar los servicios que ofrece la mutua en casos de emergencias laborales.

Si necesitas conocer la mutua de tu empresa, existen varias opciones:

1. Puedes preguntar en el Departamento de Comunicación de la Mutua que existe en la empresa.

2. Comunicarte directamente al número telefónico de la mutua para obtener más información.

3. Utilizar las líneas de atención al usuario de la mutua para conocer los centros médicos a los que tienes acceso en caso de un accidente laboral.

4. Dirigirte a la Tesorería General de la Seguridad Social y completar el Modelo TA/0521 en su sección 4.2 para conocer toda la información sobre la mutua de tu empresa.

Recuerda que es tu derecho como trabajador disfrutar de los servicios de la mutua o seguro social de tu empresa y es importante que conozcas toda la información necesaria para utilizarlos de manera efectiva.

La Mutua: Una entidad privada que ayuda a la Seguridad Social

La Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales (MATEPSS) es una organización privada sin fines de lucro que trabaja en colaboración con el Instituto Nacional de la Seguridad Social y la Tesorería General de la Seguridad Social para el apoyo de prestaciones sociales. Esta entidad se rige bajo la dirección del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, y tiene como objetivo cubrir las prestaciones que la Seguridad Social debe proporcionar.

La Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales es responsable de la tramitación y cobertura de las emergencias o accidentes laborales, siendo la entidad que más cubre este tipo de situaciones laborales en España. Con un 98% de respuestas a los accidentes presentados en las empresas, se ha convertido en una herramienta vital para proteger a los trabajadores españoles en su lugar de trabajo.

Pero no solo se dedican a cubrir los accidentes laborales, también se encargan de realizar chequeos y prevención de peligros en las empresas donde están afiliados; de esta manera, esta organización privada contribuye a la prevención de accidentes en los lugares de trabajo.

A pesar de ser una organización privada, La Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales colabora con la Seguridad Social para facilitar recursos y servicios al público. Es una entidad comprometida con la protección social y la seguridad laboral de los trabajadores españoles.

Funciones de las Mutuas en la Prevención y Atención

Las Mutuas colaboradoras con la Seguridad Social son entidades especializadas en la prevención de accidentes laborales y en la atención sanitaria a los trabajadores que los sufren. Además de esta tarea general, cada Mutua tiene funciones específicas que se desglosan de la siguiente forma:

– Cubrir las prestaciones de tipo económico y de asistencia sanitaria, que abarcan la rehabilitación de cualquier tipo de baja médica por accidente o alguna enfermedad en las actividades laborales. Es decir, las Mutuas garantizan la asistencia sanitaria y la recuperación de los trabajadores que han sufrido un accidente en su puesto de trabajo o enfermedad profesional.

– Se encarga de la inspección de la empresa, para prevenir accidentes de trabajo. En este sentido, las Mutuas realizan inspecciones y asesoran a las empresas en materia de prevención de riesgos laborales.

– Gestiona las prestaciones de carácter económico sobre las bajas médicas por accidentes o contingencias comunes. 

– Se encarga de cubrir las prestaciones en caso de riesgo durante el embarazo y durante el postparto o lactancia natural. Las Mutuas ofrecen protección a las mujeres embarazadas trabajadoras, cubriendo los riesgos laborales durante el embarazo y en período de lactancia natural.

– Cubre las prestaciones por el cese de las actividades de los autónomos Las Mutuas proporcionan prestaciones económicas a los trabajadores autónomos en caso de cese de su actividad laboral debido a un accidente o enfermedad común.

– Cobertura de las prestaciones en caso del cuidado de niños menores, afectados por algún tipo de cáncer u otra enfermedad grave. Las Mutuas garantizan la asistencia sanitaria y prestaciones económicas en casos de enfermedades graves de los hijos menores de edad de los trabajadores afiliados.

Es relevante destacar que estas prestaciones son cubiertas por cuenta ajena de las empresas afiliadas a la Mutua, así como a todos los relacionados autónomos que hayan cumplido con los requisitos y normativas establecidos por la Seguridad Social.

Pasos a seguir en caso de accidente laboral

En un entorno laboral siempre existe la posibilidad de que un trabajador sufra un accidente, y contar con una mutua que proteja las contingencias es fundamental para brindar una atención rápida y efectiva a los empleados afectados. En caso de ocurrir un accidente, te presentamos los pasos que debes seguir:

Asistencia médica

Lo primero que debes hacer es llevar al trabajador afectado a un servicio público de salud adscrito a la mutua donde será atendido de acuerdo a las necesidades de su situación.

Baja laboral

Si a causa del accidente, el empleado requiere de un reposo médico, el médico tratante le otorgará una constancia de baja a sus actividades laborales, la cual debe ser entregada a la empresa en un plazo máximo de 3 días.

Comunicación con la Mutua

La empresa debe remitir la constancia de baja a la mutua para que sea evaluada y se proceda a tramitar los beneficios correspondientes para el trabajador afectado.

Confirmación de la baja

Si el trabajador debe continuar con el reposo, el médico tratante le dará una confirmación de su situación, la cual debe ser entregada a la empresa. Es importante tener en cuenta que si esta situación se extiende, puede acarrear la terminación de la relación laboral entre el empleado y la empresa.

Comunicación con la Mutua en caso de baja prolongada

Si la situación se extiende y se produce la terminación de la relación laboral, el ciudadano debe remitir la constancia emitida por el médico a la mutua en un plazo máximo de 24 horas.

Entrega de constancia a la Mutua

En caso de mantenerse la relación laboral entre la empresa y el trabajador, es responsabilidad de la empresa entregar a la mutua la constancia emitida por el médico tratante de su empleado en un plazo máximo de 24 horas.

Es importante tener en cuenta que en caso de accidentes laborales es fundamental actuar de manera rápida y efectiva para garantizar la protección y bienestar del trabajador afectado. Recordemos que contar con una mutua que proteja las contingencias laborales es una herramienta crucial para garantizar una atención adecuada a los empleados.

Pagos emitidos por la mutua o la empresa en caso de contingencia

Los empleados que se ausentan del trabajo debido a enfermedades o accidentes pueden enfrentarse a situaciones financieras complicadas. Por esta razón, las empresas y las mutuas trabajan en conjunto para proporcionar diferentes tipos de apoyo financiero.

– Ausencia de más de un año: Si la ausencia del trabajador debido a una enfermedad o un accidente dura más de un año, la empresa debe proporcionar un pago mensual regular. Mientras tanto, la Mutua o la Seguridad Social se encargará de realizar el pago correspondiente y abonar el importe a la empresa.

– Incapacidad temporal: Si se declara una incapacidad temporal, el Instituto Nacional de la Seguridad Social o una entidad relacionada con la Seguridad Social se hará cargo del pago.

– Enfermedad común o accidente no laboral: Si la baja es menor a 15 días, la empresa pagará el subsidio. En cambio, si la baja es superior a 16 días, los responsables del pago serán la Mutua o la Seguridad Social.

Es fundamental comprender que la relación entre la empresa y la Mutua es esencial para brindar los mejores servicios a sus empleados. Si la empresa se hace cargo de los gastos, la Mutua o la Seguridad Social le reembolsarán la suma de lo que ha aportado.

Principales mutuas en España

Las mutuas colaboradoras con la Seguridad Social son entidades privadas creadas por unos 50 empresarios que suman aproximadamente 30.000 empleados, con un nivel de cotización por contingencia laboral de al menos 20.000.000 de euros.

Para su funcionamiento, deben ser autorizadas por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social e inscritas en el registro correspondiente, publicándose su autorización en el BOE.

Al ser autorizadas, se les asigna un número de mutua colaboradora y su denominación, y España cuenta con un gran número de ellas. A continuación, presentamos las principales:

-ACTIVA MUTUA 2008

-CESMA

-ASEPEYO

-EGARSAT

-FRATERNIDAD MUPRESPA

-FREMAP

-IBERMUTUAMUR

-MAC

-MAZ

-MC MUTUAL

-BALEAR

-GALLEGA

– INTERCOMARCAL

-NAVARRA

– MONTAÑESA

-UNIVERSAL

-MUTUALIA

-SOLIMAT

-UMIVALE

-UNIÓN DE MUTUAS

¿Qué se hace si la empresa no tiene Mutua?

Si trabajas en una empresa que no se encuentra afiliada a la Mutua, debes tener en cuenta que existe una normativa que te protege ante cualquier eventualidad laboral.

1. Denunciar la anomalía: El primer paso que debes realizar es acudir a la Inspección del Trabajo más cercana a tu domicilio y presentar la denuncia correspondiente por la falta de afiliación a la Mutua.

2. Buscar atención especializada: En caso de que sufras algún tipo de accidente o enfermedad laboral, debes acudir al Instituto Nacional de Seguridad Social (INSS) y realizar los trámites necesarios para solicitar la atención que requieras en ese momento. Recuerda que es responsabilidad de tu empleador asegurarse de que tengas acceso a la atención médica adecuada.

En resumen, aunque tu empresa no esté afiliada a la Mutua, existen medidas que puedes tomar para proteger tus derechos como trabajador. No dudes en actuar si consideras que tu seguridad laboral está en riesgo.

(Visited 63 times, 1 visits today)